lunes, 28 de mayo de 2007

Jose Bordas Valdez y el Presidente Wilson

Una vez aceptada la renuncia de Monseñor Nouel y de acuerdo a la Constitución del 1908, el Congreso debía elegir un Presidente interino

Los Estados Unidos, quienes habían intervenido en la selección de Nouel, no participaron activamente en este proceso, pues recién el 4 de marzo de 1913 había tomado posesión el Presidente Wilson quien, fue sorprendido por la renuncia intempestiva de Nouel y había sido, hasta el momento sobrepasado por los acontecimientos.

La ambición de los tres lideres principales: Vásquez, Jiménez y Velásquez no se hizo esperar, al cabo de mas de dos semanas y al impedir entre ellos que uno de ellos, pudiera ascender al solio presidencial, se opto de nuevo por una salida de compromiso: se eligió al entonces general horacista José Bordas Valdez, quien se juramento el 14 de abril de 1913 para gobernar por un periodo no mayor de un año, tiempo en que debería convocar a elecciones generales.

Como hecho curioso que refleja nuestra época de Concho Primo, en la mañana del mismo día 14 de abril, el ex ministro del Gobierno de Nouel, Elías Brache, acompañado de 50 hombres armados se apoderó de uno de los barcos del gobierno y embarcó hacia San Pedro de Macorís para intentar convencer al Gobernador de allí, de iniciar una revolución contra el gobierno. Al no conseguir apoyo, continuo su viaje a Montecristi donde se unió al General Desiderio Arias, quien ya también se había apoderado del Cañonero gubernamental “Independencia”.

Arias de inmediato, inicio la misma política que había seguido con Nouel y le hizo una serie de exigencias a Bordas Valdez, entre las que figuraban: representación en el gabinete, permiso expreso de Arias para remoción de empleados en la mayoría del país, el pago de las reclamaciones revolucionarias por daños y el derecho a seleccionar las guarniciones armadas de Santiago y Montecristi.

Cuando Bordas Valdez dio muestra de que complacería a Arias, los horacistas que entendían que el presidente era uno de los suyos se sintieron alarmados.
Pero lo que rompió rápidamente la posibilidad de paz fue el anuncio de Bordas de que subastaría el control del Ferrocarril Central Dominicano y los miles de empleos que este generaba y que Nouel había puesto en manos de los horacistas.
Al ganar la subasta un partidario de Arias, el 1 de septiembre de 1913 el Gobernador horacista de Puerto Plata, General Céspedes inicio una revolución que se extendió de inmediato por Moca, San Francisco, Santiago Y San Cristóbal.

Este anuncio de revolución disgusto sobremanera al nuevo Secretario de Estado de Washington, Mr.William Bryan, quien despacho de inmediato al nuevo Ministro Americano Marc Sullivan con ordenes precisas hacia Santo Domingo, arribando el 15 de septiembre a Montecristi con instrucciones precisas de apoyar al Gobierno y convencer a los revolucionarios de deponer su actitud.

El 17 de octubre de 1913 en Mobile, Alabama, eL presidente Wilson anunció su política exterior hacia América Latina, dentro de lo que se llamo la "Era Progresista", donde señalaba la intención de tratar a los países como amigos y como iguales, apoyar a loa gobiernos electos y ayudar a preservar la paz y el orden.
De ese discurso es el siguiente celebre párrafo:
“Quiero aprovechar esta oportunidad para decir que nunca mas trataran los Estados Unidos de añadir un pie de territorio por medio de la conquista”

La política exterior de Wilson era un ideal casi perfecto en el papel pero irrealizable en la práctica debido, a que muchas veces los intereses de las inversiones americanas eran opuestas a su predica y a la falta de personal preparado en las realidades latino-americanas.
La Administración Wilson, rompiendo con la tradición existente, aplico una política clientelista y empezó a llenar el servicio exterior con políticos de patio, como forma de compensación política. Lo que provocó, que a nuestro país llegaran unos funcionarios sin la preparación académica, la capacidad burocrática ni el conocimiento necesario. Así tenemos que el nuevo Receptor de Aduanas nombrado Mr. Vick, era un político demócrata cuestionado y el Ministro Sullivan, era un ex-promotor de boxeo sin ninguna experiencia en relaciones internacionales.

Beisbol

Como nota curiosa, debo señalar que luego de una entrevista en Puerto Plata con Horacio Vásquez, para hacerlo desistir de la insurreción, Mr Sullivan le sugirió al Secretario Bryan que tomara en serio el hecho de que el juego de beisbol se estaba popularizando en Republica Dominicana y que podría “ser un medio para sustituir la excitación de las revoluciones”.

La revolución iniciada por Céspedes fue sofocada, al cabo de dos meses de lucha por el Gobierno, Gracias al apoyo americano, lo que motivo que Vásquez, derrotado abandonara el país y Las Tropas de Arias, ahora aliado al Gobierno ocupara Puerto Plata.

El Gobierno entonces, se preparó para las elecciones de un Congreso Constituyente que se celebrarían en Diciembre de 1913. Dicho Congreso elegiría Diputados para una Asamblea Constituyente que modificaría la Constitución del 1908 y elegiría autoridades municipales. Mr. Sullivan logro la imposición, pese a las protestas y rechazo del Gobierno Dominicano, para que fueran supervisadas por americanos quienes determinarían la validez de las mismas y que barcos de guerra de Los Estados Unidos fueron estacionados en aguas dominicanas durante el periodo eleccionario

De inmediato Desiderio Arias, empezó a presionar para que al enmendarse la Constitución, se creara el puesto de vicepresidente, que el pensaba ocupar con miras luego a hacer renunciar a Bordas y ocupar la Presidencia y cuando vio que no prosperaría la modificación de la misma, empezó abiertamente a proponerse el mismo para la presidencia.

Se dice que a través del Cónsul Americano en Puerto Plata, llego a sugerir al Gobierno americano que si le daban carta blanca, el garantizaría la tranquilidad en su país por muchos años y “le ahorraría a los estados Unidos las molestias y los gastos que le ocasionaba la Republica Dominicana".Bordas trato de negociar con el, Pero Arias exigió entonces una donación de 300,000 Pesos para empezar a hablar.

A principios de 1914, Bordas se encontraba sin recursos y pidió autorización al gobierno de usa para en base a ala convención de 1907 hacer un empréstito de 600,000 pesos para el pago de salarios y hacer frente a las reclamaciones revolucionarias y cubrir el costo del mantenimiento de las fuerzas armadas.
El gobierno americano aunque no aprobó el empréstito, permitió avances diarios con fondos de la Receptoria y Prestamos Temporales avanzados por los bancos locales, a la vez que exigía el nombramiento de un funcionario, supervisor financiero nombrado por los Estado Unidos que tendría el control de todo el movimiento fiscal de recaudaciones y pagos del país y cuyos gastos correrian por cuenta del Gobierno Dominicano. Bordas acepto la imposición.

La ingerencia era cada vez mas osada.

A fines de marzo de 1914 Bordas anuncio su intento de ser elegido presidente Constitucional y rompió con Arias, destituyendo sus funcionarios en todo el país, iniciando este de inmediato una revolución que el propio Presidente Bordas salio a combatir hacia Puerto Plata.
El 13 de abril de 1914, se cumplió el periodo de un año para el que fue elegido Bordas, quien como no se habían realizado elecciones, paso a ser un Presidente de Facto. Los Americanos se dieron cuenta que ya no les resultaba una pieza de utilidad.

Durante las siguientes semanas la lucha se limito a un intento de parte del Gobierno de tomar Puerto Plata ocupada por los rebeldes. Bordas dirigía el campamento que rodeaba a Puerto Plata y tras un bombardeo que hizo a la ciudad, el buque de guerra americano “Machias” abrió fuego sobre el campamento del Gobierno, en una clara señal que los americanos le quitaban el apoyo a Bordas, quien sin embargo realizó un intento de elecciones a principios de junio, que debido al desorden solo pudieron efectuarse en cinco de las 12 provincias, en que entonces se dividía el país y donde evidentemente triunfo el Gobierno.

Mientras tanto Horacio Vásquez vino secretamente desde Puerto Rico y desembarcó en Las Terrenas, desde donde se trasladó al cibao donde logro reunir un fuerte contingente de tropas para ir a combatir a las tropas sitiadoras del gobierno en Puerto Plata.También llego a un acuerdo Con Juan Isidro Jimenes en Guayubin para unir fuerzas contra el gobierno.
Cuando el 29 de julio se trazaban los planes para un ataque general contra Bordas, llego la noticia de que el Gobierno de Estados Unidos se proponía ofrecer un plan en breve para el “restablecimiento de la paz y el establecimiento del Orden en Santo Domingo” y exigió que las hostilidades fueran suspendidas, lo que motivo a un armisticio general.

El Presidente Wilson, el mismo del Discurso del trato igualitario, decidió intervenir directamente en la política dominicana, formulando el llamado Plan Wilson, para tales fines nombro una comisión compuesta por el ex-gobernador de New Jersey Franklin Fort y un abogado de New Hampshire: Charles Smith. La Comisión llego al país el 15 de agosto y exigió la renuncia de Bordas y la elección de un presidente provisional sin derecho a optar por el cargo, cuya única función seria celebrar las elecciones supervisadas por Estados Unidos con la participación de todos los partidos políticos existentes,donde se escogería un presidente constitucional que seria apoyado por los Estados Unidos, si las elecciones eran limpias y validas y advirtió que se establecía la “libertad para los Estados Unidos de intervenir en la cesación de los movimientos revolucionarios que puedan afectar al gobierno constitucional”.

Bordas renuncio el 26 de agosto y tras una reñida reunión donde Bordas, Vásquez, Jimenes y Velásquez propusieron diferentes candidatos, se acordó elegir por consenso al Doctor Ramón Báez como Presidente Provisional.
Era el 27 de agosto de 1914, y ya en Europa se había iniciado la Primera Guerra Mundial.

1 comentario:

Manuel Aramis Miranda Perdomo dijo...

Saludos amigo

Paso por aqui para invitarte a que te inscribas en este concurso:

http://www.bloggingtofame.com